viernes, 25 de enero de 2013

Lecciones de vida de J. L. Sampedro: La sonrisa etrusca.


"La belleza está en los ojos de quien la mira" (David Hume)

Hace unos días encontré un libro que desde hacía tiempo daba por perdido. Recordaba que en su día me encantó, así que decidí volver a leerlo.

imagen de un globo én forma de corazón
Y desde luego no me ha defraudado. La sonrisa etrusca es un libro que te da mucho en que pensar, es una lectura tan  humana, todo un canto a la sencillez y al valor de los pequeños gestos cotidianos.

El protagonista tiene una fuerza que te conmueve, es un anciano que te enseña con mucha coherencia su particular visión de las cosas. Su historia es la de un hombre rudo y luchador, un adusto campesino que va a la ciudad obligado y descubre al final de su vida la ternura que nunca había experimentado, y que le sale a borbotones en presencia de su nieto.

Este es un relato que se lee con avidez, y en el cual se mezcla la verdad descarnada con la fantasía poética de un personaje que te traslada a su propio mundo, hecho de realidades y de retazos de sus recuerdos como partisano.

Sampedro te hace reflexionar sobre el sentido de nuestra existencia, recreándose en la generosidad y el cariño que despierta la inocencia de un niño en alguien que poco sabe del amor, pero que pasará los mejores meses de su vida descubriendo esos sentimientos.

Se trata en definitiva, de un libro que habla de valores y costumbres de la época que al protagonista le ha tocado vivir, y hay mucha sabiduría en este personaje, observador de los detalles, que denuncia sin escrúpulos la superficialidad, la resignación y la tendencia a vivir en gris, sin disfrutar de los matices.

Si tuviera que resumir en una frase la esencia de la obra de éste genial escritor, escogería el dicho de que nunca es demasiado tarde para nada ... hay mucho que vivir, sentir y saborear, en cualquier etapa de nuestra vida.


Quizás te interese:
La sonrisa etrusca (a través de Bus Ateo)

2 comentarios:

  1. gracias a Busateo por permitirme disfrutar de tan hermoso libro ya que no se consigue en Argentina.
    tambien de comentarios como el anterior que reflejan lucidamente las emociones y el contenido.
    saludos

    ResponderEliminar
  2. Localice el enlace al libro curioseando por internet, me alegro de que te haya sido útil.
    Coincido contigo en que La sonrisa etrusca es una hermosa obra, de aparente sencillez, pero que da pie a importantes reflexiones.
    Gracias por tu comentario, saludos!!

    ResponderEliminar

Aqui puedes añadir o puntualizar algo, se agradecen los comentarios