lunes, 21 de enero de 2013

Acoso a la libertad de expresión (El Gran Debate 19/01/2013)


En los últimos meses los ataques a la libertad de expresión se han puesto muy de moda. Un estilismo nada favorecedor por cierto, ya que el feudalismo está muy superado hoy por hoy.

Las amenazas del PP al programa de tv "El gran debate" me dejaron perpleja una vez más. A ver si ahora opinar sobre algo que no le gusta a nuestros gobernantes va a ser motivo de demanda, lo que hay que ver ... .

El citado programa de telecinco recibió aviso en plena emisión de que dirigentes del PP lo estaban siguiendo y estudiaban la posibilidad de interponer una demanda contra la cadena por la información que se estaba difundiendo. ¡Increíble! sólo salieron noticias de actualidad (caso Bárcenas) nada gratas eso si, para dicho partido político.

Sus amenazas me parecen intolerables, especialmente viniendo de personas que ostentan tales cargos. Puedo aceptar que algun famoso se ponga desquiciado y amenace con demandar al programa por sacar a la luz información que le deja en mal lugar, pero ¿a que altura se ponen con esta actitud, nuestros dirigentes y representantes? Bueno, lo de representantes es ironía, está claro que sólo se representan a si mismos o a sus familiares y conocidos.

Aparte de la lamentable imagen que se da de la clase política (que no está en sus mejores momentos ¿porqué será?), el meollo de la cuestión es el despotismo que se gastan estos personajes.

Cualquiera diría que añoran tiempos pasados y no me refiero a décadas sino a siglos pasados. Sus mejoras laborales deleitan a los ciudadanos con un trabajo que te da justo para la comida y gasto en vivienda, y eso si eres afortunado, que muchos no tienen esa suerte. Supongo que su ideal de trabajo seria no cobrar en dinero sino en comida, y por supuesto viviendo en casa del señor feudal, por si hay trabajo extra, así no puedes decir que llegó tu hora de salida.

Pero los cambios en el tema laboral no son nada comparados con los cambios sociales. Meter tijera en todo lo que supone garantía o justicia social es uno de sus deportes favoritos, con el bonus de que con la privatización de algunos servicios pueden colocar a algún amiguete que devolverá los favores (nadie da puntada sin hilo).

Y centrándonos en el tema en cuestión, controlar en lo posible los medios de comunicación no iba a ser menos, desde que han llegado al poder lo han dejado patente. No obstante, he de decir que en lo que a la libertad de expresión se refiere, igual la cosa no les ha pintado tan bien como imaginaban, decretar el cierre de los medios hostiles hoy por hoy les resulta algo complicado, incluso para para los maestros en el decreto ley.

Un ejemplo clarísimo de medio degradado es televisión española, teníamos una cadena pública increíble, con contenidos de calidad, y hoy es un bochorno ver en lo que se ha convertido. En el Periódico.com se alude a un programa clásico de dicha cadena que se ha tuneado hasta el escándalo, lo bautizan como Desinforme Semanal (y no es para menos) ya que en la misma noche, mientras los debates de la cinco y de la sexta (Al rojo vivo) aireaban sin pudor el escándalo Bárcenas, en el citado Desinforme se contaba un película difícil de digerir para quien haya seguido las noticias estos días.

Y es que la manipulación de los medios de comunicación es prima hermana del acoso a la libertad de expresión y es difícil no caer en la tentación (ya puestos) de intentar meter mano a otro pilar de nuestro sistema. Sin duda es una vergüenza asistir a semejante espectáculo en tu propio país.

3 comentarios:

  1. la libertad de expresion es igual para todos y no por culpa de unos pocos tendremos que hacer periodismo censurado

    ResponderEliminar
  2. La libertad de expresión debería ser igual para todos, pero en mi opinión en la tv pública a los periodistas no les queda otra que aguantar las directrices o arriesgarse a ser finiquitados si se rebelan demasiado. No obstante, hay más opciones, Ana Pastor por ejemplo, le gusta poner el dedo en la llaga y en la pública sobraba, pero ahora con El objetivo esta haciendo lo que a ella le apetece según ha declarado, y es que los políticos han de asumir la crítica y aguantar el chaparrón si se airean sus trapos sucios, faltaría más.
    Gracias por tu comentario. Un saludo!!

    ResponderEliminar
  3. Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.

    ResponderEliminar

Aqui puedes añadir o puntualizar algo, se agradecen los comentarios